Apple firma el mejor trimestre de su historia.

Apple dio este martes la vuelta a una tendencia que arrastró durante todo el año pasado y sorprendió con un incremento sustancial de las ventas de teléfonos iPhone en los pasados tres meses, que le permitieron firmar el mejor trimestre de su historia en cuanto a ingresos.

La firma que dirige Tim Cook ganó durante los tres primeros meses de su ejercicio fiscal 20.174 millones de euros (22.236 millones de dólares), un 11,37% más que en el mismo período del año pasado, y la facturación del iPhone subió un 7,6% hasta los 50.769 millones de euros, frente a los 47.161 millones de euros ingresados en el mismo período de 2019.

Precisamente desde el año pasado, Apple ya no detalla en sus cuentas el número exacto de teléfonos vendidos ni de qué modelos se trata, pero el hecho de que el repunte coincidiera con la campaña navideña y se produjera poco después de la salida al mercado del iPhone 11, invita a pensar que los nuevos modelos fueron los responsables de este resurgir.

Una de estas dos categorías fue la de servicios, que en los pasados tres meses vio la salida al mercado de Apple TV+, el esperado servicio de contenidos en “streaming”, y facturó en total 12.715 millones de dólares, un incremento del 16,9 % con respecto al mismo período del año anterior.

La otra categoría fue la de tecnología ponible, para el hogar y accesorios, entre los que están el popular reloj inteligente Apple Watch y los auriculares AirPods, y que en su conjunto facturó un significativo 36,97 % más hasta alcanzar los 10.010 millones de dólares.